Playa de Anakena en la Isla de Pascua


Todos recordamos la Isla de Pascua gracias a esas milenarias y misteriosas estatuas de enormes dimensiones conocidas como moáis y, sin embargo, poco más allá de esto hemos ido para conocer esta preciosa isla chilena

Sí, porque si conocieras las paradisíacas playas de esta isla ubicada en medio del Océano Pacífico pronto los destinos caribeños dejarían de tomar siempre el protagonismo. No obstante, cabe decir también que por extraño que parezca en esta isla no abundan las playas, pues las altas laderas y lomajes se alzan imponentes protegiéndola.


Una de las pocas playas de la isla es la de Anakena, un destino tropical ideal para desconectar del mundo y vivir unos días de auténtico relax.

La finísima arena blanca de la playa queda suavemente bañada por las hermosas aguas color turquesa del Pacífico, que llegan tranquilas y cálidas a la orilla para hacer que darse un chapuzón se convierta siempre en un auténtico placer.

Si a todo ello le sumamos un entorno natural tropical en el que abundan las altas palmeras y algunos moáis (las figuras milenarias) ya tenemos más que suficiente para lograr nuestra perfecta estampa de fotografía.


En este sentido, justo frente a la playa encontrarás uno de los conjuntos de moáis más populares y mejor conservados de toda la Isla de Pascua, el conocido como ‘Ahu Nau Nau’ (compuesto por un total de siete figuras).

Para los que queráis disfrutar de una completa jornada playera en Anakena existe una zona de picnic habilitada a la sombra de las palmeras para que podáis tomaros un respiro en vuestra maratón de sol y playa.

Anakena se encuentra a unos 18 kilómetros de la ciudad principal, Hanga Roa, y tiene buenas posibilidades de acceso.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *