Playa de Muizenberg en Sudáfrica


La costa sudafricana esconde playas maravillosas que harán las delicias de bañistas y amantes del surf. Una de ellas es la playa de Muizenberg que, con sus 32 kilómetros de longitud, es la más larga de África.

Entre sus mayores cualidades, además de la longitud y su arena blanca, están sus aguas templadas, perfectas para bañarse. Una parte de la playa está reservada a los surfistas, habituales de esta zona que es considerada la cuna del surf en Sudáfrica.

Bañarse, pasear, hacer surf…


La playa de Muizenberg, que se extiende hasta la bahía de Gordon, es, además, un importante enclave turístico, por lo que dispone de un gran número de restaurantes, cafeterías y tiendas, sobre todo en su parte principal. Uno de los rasgos pintorescos que la definen y ponen una nota de color, son las alegres casetas de madera, que recuerdan tiempos pasados.

Además de hacer surf, en Muizenberg se pueden hacer muchas actividades al aire libre: bañarse, pasear por su fina arena blanca… Incluso hay una línea de acantilados perfecta para aquellos que quieran practicar la escalada.


La zona es conocida por su población de tiburones blancos, pero no tenéis nada que temer. Existe un servicio de vigilancia que opera desde Muizenberg, y que avisa cuando se detectan tiburones en las proximidades. Por tanto, el baño es seguro en esta playa.

Un pueblo típico con mucho sabor


Detrás de la larga extensión de arena está el pueblo de Muizenberg, en el que encontraréis lugares interesantes para visitar, cuando queráis descansar de la playa. La antigua estación de tren del pueblo, hoy convertida en restaurante, es uno de ellos. Y otro es la antigua Casa de Correos, construida por la Compañía de las Indias Orientales Holandesas y que es el edificio más antiguo de Sudáfrica, de 1742.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *