Playas de Dubrovnik en Croacia


No es difícil soñar con uno de esos idílicos destinos griegos donde la arena se tiñe de blanco y las aguas presumen de una transparencia que bien podría hacernos confundir su agua con la de cualquier piscina. Sin embargo, tras echar un vistazo a los precios pronto cambiaremos de opinión acerca de nuestro próximo destino… ¿La alternativa? La preciosa ciudad de Dubrovnik, un destino turístico quizá menos conocido pero tan hermoso como el anterior.

Presta atención a lo que te contamos, porque conocer algunas de sus hermosas playas te ayudará a tomar una decisión.

La ciudad de Dubrovnik se encuentra en medio del mar Adriático, en la Costa de Dalmacia, por lo que ofrece un litoral de belleza inolvidable que deberás ir descubriendo poco a poco en tus rutas por la zona.

No obstante, debes ir abriendo boca con algunas de esas playas de las que probablemente disfrutes en pocos meses. Son las siguientes:

Banje: Es la playa más cercana a la ciudad amurallada, y es que se encuentra frente a la entrada este de la misma (Ploce). La playa cuenta con magníficas características naturales, aunque no deja de ser una de esas zonas turísticas en las que a menudo costará encontrar un hueco para nuestra toalla.


Sv Jakov: No es demasiado conocida por los turistas, lo que es una pena puesto que significa que muchos probablemente se hayan perdido las magníficas vistas de la ciudad y de la isla de Lokrum desde la finísima arena dorada de la playa. Voleibol, kayak, canoa o jet ski son solo algunas de las actividades que podrás realizar en ella.

Buza: Se encuentra en la zona sur de la ciudad y no, no es una playa como las anteriores. Se trata de una zona de baño ubicada en un hermoso acantilado de rocas blancas ideal para darse un chapuzón o para disfrutar del Adriático de una forma alternativa.

Veliki Zal: Está alejada de la ciudad, a unos 30 kilómetros aproximadamente, y ofrece una pequeña cala de fina arena blanquecina rodeada por un magnífico entorno natural de densa y verde vegetación.

Danče: Se encuentra a unos cinco minutos del centro antiguo de la ciudad y es una de las más antiguas y populares en Dubrovnik. Sin embargo, la ‘playa’ dista mucho de la versión a la que estamos acostumbrados: su entorno está compuesto por grandes rocas blancas y no por arena, por lo que una jornada de playa cómoda no es precisamente lo que cabría esperar.

Para cuando te canses de playa, en la ciudad encontrarás una inmensa oferta cultural e histórica así como variadísimas posibilidades de ocio.

2 comentarios

  1. voy a ir para alla en mayo y seguro que me va a gustar. de ser asi lo recomendaria para que otros las puedan visitar

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *