La playa más bonita de Italia

La-Pelosa-playa-mas-bonita-Italia
Después de recomendarte la que para mí es la playa más bonita de España, hoy es el turno de la que más me fascina de Italia, un país mediterráneo con más de 7.500 kilómetros de costa que no dejan indiferente.

La mejor playa de todas, en mi humilde opinión, está en Cerdeña, una isla que no se ha ganado el apodo del “Caribe europeo” por casualidad. Allí no tienes que recorrer largas distancias para saltar de una playa preciosa a otra, ya que se pueden contar por decenas.

La Pelosa, la joya de Stintino

En la pequeña localidad de Stintino, en la que apenas viven 2.000 personas, el turismo hace que el número de habitantes se multiplique una barbaridad en verano, algo que solo tiene una explicación llamada La Pelosa.

La-Pelosa-Stintino
Esta playa, situada al noroeste de Cerdeña, tiene todos los ingredientes para quieras volver año tras año. A mí me la recomendaron en el dentista y no dudé en visitarla después de ver imágenes por Internet, y lo mejor de todo es que al llegar allí no solo me encontré lo que me esperaba, sino que todavía me pareció más bonita que en fotos.

Cuando aparcas en zona azul (cuesta más de dos euros la hora) y vas camino de la playa con los bártulos encima, no tardas en darte cuenta de que estás ante uno de los tesoros naturales más increíbles de Europa. Los tonos azulados del agua son sencillamente impresionantes, hacen que se te dibuje una sonrisa en la cara y que tengas unas ganas locas de lanzarte al agua.

La-Pelosa-Stintino-playa

A quien madruga Dios le ayuda (a colocar la toalla)

Lo de lanzarse al agua es relativamente sencillo porque hay espacio para todos, pero lo de colocar la toalla en su arena fina y blanca ya es otra historia. El hecho de ser una de las playas más populares de la isla ha hecho que esté plagada de turistas en los meses de julio y verano, motivo por el cual hay que madrugar bastante para no tener que pelearse por un cacho de arena. Sin ir más lejos, el día que la visité había hasta 27 filas de toallas, que se dice pronto.

Otro de los atractivos de La Pelosa es la Torre de la Pelosa, un sistema defensivo, de avistamiento y de comunicación aragonés que fue construido en 1578. Está en un pequeño islote al que se puede acceder fácilmente nadando, puesto que está bastante cerca.

Termino comentando que en la playa de La Pelosa hay servicios de todo tipo, además de restaurantes y chiringuitos.

Artículo recomendado: Las 10 playas más espectaculares de Italia

Crédito fotos | Primera: Sardegna Turismo, Segunda: Tramont Ana, Tercera: Gianluca Figliola Fantini

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *